INICIO | NOTICIAS | ENTREVISTAS | RESEÑAS | CRONICAS | ¡NO TE RINDAS! | REQUIEM | CULTUM | NOSOTROS | STAFF | CONTACTO

EnglishFrançaisDeutschItalianoPortuguêsEspañol



EnglishFrançaisDeutschItalianoPortuguêsEspañol


Compartir:

28 mayo, 2008
SKYCLAD + NAGASAKI – 25/05/08 – Sala Ritmo & Compas

La tarde-noche melancólica del domingo 25 de mayo se alegró con la visita de los británicos SKYCLAD.

Los encargados de abrir la tarde en la Sala Ritmo & Compas fue la formación madrileña NAGASAKI que demostraron su potente hard rock melódico. A pesar del ausente público, no fue impedimento para que brindaran un caliente show.  Conformada desde sus comienzos por miembros y ex-miembros de agrupaciones ya conocidas por todos como ARWEN, GEMINIS y ECLÍPTICA.  Esta excelentísima formación tiene un gran futuro, ya que empezaron como una banda de versiones, y actualmente cuentan con temas propios y además cantados en español. Compuesta por melodías perfectamente desarrolladas por la técnica y buena labor de sus integrantes.

En esta ocasión realizaron un extenso set para el público que estuvo presente esa noche, acompañados por Nacho Arriaga (ARWEN) quien colaboró en la batería mientras siguen buscando uno estable. Entre las canciones de su próximo álbum a salir de forma independiente hicieron: “Tocar el cielo”, “Sirena de Cristal”, “Sin Rumbo”, “Obsesión”, pero el momento más romántico de la noche llegó de la mano de la bella balada “Alas Rotas”.  También realizaron canciones con una mayor graduación de virtuosismo como: “Mujer de Hielo”, “Cómo un sueño” y “Adicto a ti”.  Como muestra final de su gran influencia de las grandes bandas del género hard rock melódico nos regalaron una versión de lujo del grupo suizo GOTTHARD, la cual sonó delicada y fue coreada por las pocas personas que asistieron al concierto.

Los SKYCLAD, pioneros en promover lo que más tarde se denominó como folk metal, dieron comienzo a su hora y media de show, el cual fue muy festivo y donde sus integrantes compartieron con su público una velada inolvidable por su carismática entrega.  Repasaron gran parte de su discografía y también adelantaron canciones de su décimo cuarto álbum próximo a salir como “»Still Small Beer».  Lo más interesante del grupo en directo es simpática violinista  Georgina Biddle que danzó al ritmo de su violín y lo compartió con cada persona del público, al bajar del escenario, lo cual me pareció muy peculiar y divertido, y se destacó en el instrumental “Jig a Jig”.  Sus raíces paganas se escucharon durante toda la noche e hizo de la solemne sala un mágico aquelarre.

Esta banda de culto, además de considerarse unos de los primeros grupos de heavy metal que incorporó violines en sus composiciones, se ganó a los pocos fanáticos que asistieron, a través de Kevin Ridley – actual vocalista y guitarrista de la banda, y también productor desde los inicios del grupo – un frontman excelso, que se pasó durante todo el set levantando su copa de vino, pero su cantar es muy diferente al prodigioso Martín Walker. La puesta en escena fue muy modesta lo que pareció ser un ensayo del grupo, ya que solo había alrededor de 50 personas.  Sus himnos clásicos fueron desarrollados a la perfección, aunque el set list fue bastante extravagante a canciones se refiere, ya que no realizaron por ejemplo ningún tema de  «Prince of the Poverty Line».  Por cierto de su Ep “Jig-Jig” realizaron «They Think It’s All Over – Well Is It Now?» y la maravillosa «Mr. Malaprope» del disco «A Semblance of Normality».  La imponente «Parliament of Fools» comenzó con una introducción a capella, también sonó «Anotherdrinkingsong» en cuyas partes Kevin hizo cantar al público.

Su fundador Graeme English (bajista) y Steve Ramsey (guitarrista) y su jovial baterista Aron Walten se comportaron como elegantes caballeros demostrando que disfrutaban de sus propias composiciones.  No faltó la imprescindible y cómica «Great Blow for a Day Job» y también la «The Antibody Politic», que se escuchó dura y potente.  Otras sorpresas que recordaron a la primeras épocas del grupo fueron: «Thinking Allowed”, «Inequality Street» y «Penny Dreadful»,»The Widdeshins Jig» y «Spinning Jenny».  Y no podían faltar dos canciones que me encantaron como sonaron “Helium” de Vintage Whine y la espectacular “Bury Me”.  Dejando sus huellas nuevamente por tierras españolas se fue esta excelentísima banda inglesa despidiéndose con «Swords of a Thousand Men» y muchos de sus fans esperando su retorno, lo cual espero tenga más convocatoria, ya que me dio mucha pena observar casi vacía la sala siendo un grupo de culto de la música folk metal.

Sabrina Romero



Compartir:




- Córdoba Cartelera
- Bandas Cordobesas
- Medios y Prensa
- Bares y Espacios Culturales


- Cartelera Internacional
- Enlaces
- Archivo (por Año)

Facebook By Weblizar Powered By Weblizar

Portal Web de noticias sobre el maravilloso mundo del metal nacional e internacional, dedicándonos especialmente a la escena local de Córdoba, Argentina.

 

Licencia de Creative Commons