CHEWELCHE – “Nunca Amutuy, ¡Quedémonos!” (2020)

¡Simplemente sorprendente! Me es grato presentar “Nunca Amutuy, ¡Quedémonos!”, el álbum debut de los patagónicos CHEWELCHE (Gente Bravía). Un power trío de basta trayectoria en el sur argentino, que pinta para ser la revelación del año y más si se toma en cuenta su origen y sobre todo su estilo, que hoy en dia reivindica la fuerza del metal pesado patagónico. Desde Plaza Huincul, Neuquén estos muchachos han decidido lanzarse al ruedo y a poco menos de un año de su gestación y arduo trabajo han podido llamar la atención del prestigioso sello nacional Icarus Music y firmar con ellos la edición de esta grandiosa obra maestra editada el pasado 23 de enero.
Un proyecto familiar en paralelo a Aonikenk, cuyos músicos conocimos por haber venido a tocar a nuestro Valle por primera vez en Córdoba, en el año 2003. Pero aquí haciendo un enroque en sus instrumentos: Ariel Basualto se hace cargo del bajo y voz, Juan Bruno Basualto (hijo) toma el mando de la guitarra y Sebastián Figueroa (cuñado) un ex Aonikenk en batería.
Comenzando a desglosar el material, nos encontramos con el primer track “Nunca Amutuy, ¡Quedémonos!” canción homónima al álbum, donde desde el vamos nos permite descubrir que estamos en presencia de uno de los mejores temas de la placa, no solo por sus machacantes riffs, sino también por el significado de su letra. Por momentos me hizo recordar mucho a la gran banda Moreira de Isidro Casanova de la provincia de Buenos Aires de la década del 90, hoy extinta. Aquí la gran diferencia la hace Juan Bruno en la viola, con un solo admirable, destacando que es un gran músico multiinstrumentista, comenzando su carrera como baterista en Aonikenk y luego aquí sigue con la guitarra, adquiriendo grandes dotes, que año tras año fue incorporando y hoy se ven reflejados en Chewelche.
Luego siguen tres piezas a medio tiempo pero con la contundencia que propone la banda: “Alguna Vez, Quizás Tal Vez Mañana”, “De Paisano Guitarrero” y la lenta “Cara Sucia” todos estos con una soberbia actuación nuevamente de Juan en las melodías, en su composición y principalmente a la hora de ejecutar los magistrales solos. Logrando tocar las fibras más sensibles de aquellos que, seguramente con la piel de gallina, se atreven a degustar de esta experiencia sónica. Se podría decir que es el alma y esencia de este grupo.
Volviendo a los cabalgantes riffs llegan “Cordillerano Destino (No a la Mina)”, “Tiempos Nuevos” y “Un Canto para Mi Nieto” donde aquí los sonidos vuelven a beber de las influencias más notorias del metal pesado. Remarcando en Tiempos Nuevos el hermoso estribillo… ¡Hoy un pesado sonar que te puede llegar, nuestras almas resisten, resisten!
Pasando la mitad del CD “Nunca Es Tarde” baja un toque los decibeles para sumergirnos en ritmos más heavys. “Pancho Billete” ofrece melodías que están bien cuidadas y la guitarra descarga poderosos riffs en momentos adecuados, así como arpegios limpios en fragmentos del solo.
Un placer a los oídos y con el pasado a cuestas “A Paso Firme” me recuerda mucho a Aonikenk, con ese ritmo característico que poseen. Muchas de estas doce canciones que componen el redondo quedaron afuera de su última obra Lanza en Mano editado el año pasado. Así que esta gente bravía decidió presentarlas en este proyecto musical patagónico.
Mientras nos arrimamos a la tranquera nos ofrecen una de las mejores versiones que he escuchado de Hermética como es “Ayer Deseo Hoy Realidad” que encaja como anillo al dedo en la filosofía de esta banda, calculando que por eso eligieron la letra de esta canción en particular para rendirle un sentido homenaje.
Y como todo álbum tiene un final, el de este es maravilloso, con un instrumental de nombre “A Mi Tata” que refleja esos recuerdos guitarreros de una familia de músicos y que hoy estos muchachos lo plasman con estas melodías metaleras, uniendo con un cierre folklórico… ¡Emocionante!
En síntesis sus letras transmiten libertad, amor y amistad, dejando huella en la memoria. Un excelente estreno discográfico el cual posee potencia, alegría y pasión por lo que se hace. Trayendo frescura a la escena. A pesar de que el año recién comienza, estoy seguro que será uno de los mejores discos de este 2020. ¡Muy recomendable!

Rubén Rivadera.

Sus Integrantes son:

Ariel Basualto: (Bajo y Voz)

Juan Bruno Basualto: (Guitarra)

Sebastián Figueroa: (Batería)

FanPage

Tracklist:
 1- Nunca Amutuy, ¡Quedémonos!
 2- Alguna Vez, Quizás Tal Vez Mañana
 3- De Paisano Guitarrero
 4- Cara Sucia
 5- Cordillerano Destino (No a la Mina)
 6- Tiempos Nuevos
 7- Un Canto Para Mi Nieto
 8- Nunca Es Tarde
 9- Pancho Billete
10- A Paso Firme
11- Ayer Deseo, Hoy Realidad (Hermetica)
12- A Mi Tata (Instrumental)

Temas que seleccioné y que más me gustaron del álbum

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*