WATAIN dio detalles del nuevo álbum

El pasado miércoles 11 de mayo, Nuclear Blast South América nos invitó a participar de la conferencia de prensa online con el vocalista y bajista Erik Danielsson de la banda WATAIN, para hablar de su nuevo álbum de estudio “The Agony & Ecstasy of Watain” lanzado el pasado 29 de abril a través de Nuclear Blast Records.  

Puntualmente, E. se conectó para iniciar una charla amena y responder diversas preguntas realizadas por varios medios latinoamericanos. Para comenzar muy cortésmente se dedico a dar detalles sobre el mencionado álbum, sin embargo, nos permitió indagar sobre las diferentes giras que realizaron por Latinoamérica, hablar sobre la música que está escuchando, nos recomendó bandas, mostró libros; cassettes de grupos sudamericanos; y el vinilo de su último álbum donde explicó el concepto del arte de tapa.

Sobre la última gira que fue en el 2019 y los trajo por Argentina, le preguntamos sobre qué experiencia le dejo y específicamente sobre su visita a nuestro país.  A lo que respondió: Fue fantástico, trabajamos por primera vez con Rubén de Talen Nation, que creo que es de Ecuador. Hicieron un trabajo fantástico. Lo más importante fue que pudimos tocar en un montón de países en los que nunca habíamos estado: Bolivia, Argentina y Perú por ejemplo.  Llegar a Argentina fue como cumplir un sueño de pequeño. Fue hermoso aterrizar en ese aeropuerto al lado del océano, llegar a la ciudad, alojarnos en ese hotel de estilo ’70, caminar hasta el lugar del concierto y ver a todos esos metaleros esperando por nosotros. Fue realmente una gran experiencia”.

Por otro lado, sabiendo que su piedra angular son sus presentaciones en vivo y girar alrededor del mundo, quisimos averiguar, si después de 25 años de experiencia siguen manteniendo el mismo ritual antes de subir a los escenarios.  En tanto, E. Danielsson contestó: Las cosas que hacemos en el escenario o al llegar, son muy importantes.  Son centrales, pero no es lo único porque nos gusta disfrutar y compartir con la gente, con nuestro público.  Los conciertos tienen diferentes propósitos. Para nosotros son una forma muy fuerte de comunicarnos. Es la forma en que la magia sucede, como una ceremonia.  La música ha sido siempre usada para este propósito. No es solo entretenimiento. El primer uso de la música fue en un sentido ceremonial, en rituales, mientras que el lado del entretenimiento de la música vino mucho después en la historia.  Creemos muy fuertemente en la fuerza que tiene la música y pensamos que la experiencia que creamos al tocar música en vivo, en un escenario, al frente de nuestro público es muy diferente a lo que todos vivimos en el día a día, en nuestras vidas comunes.  Consideramos que ahí es cuando se genera un momento de conexión con fuerzas y energías que no están presentes en la vida cotidiana. Creemos en este tipo de comunicación y consideramos que el escenario es donde confluye toda esta energía. Entonces… ¿Cómo nos preparamos? Hay muchas maneras… Tenemos aproximadamente 1 hora de preparación donde hacemos cosas, rutinas que no puedo hacer públicas, pero sé que funcionan, y al final eso es lo que importa. Y el lado público, el que todos ven es cuando llegamos al escenario y hacemos lo que hacemos. Entiendo la curiosidad de la gente porque Watain es una banda especial, un poco diferente a otras bandas, pero la gente debe entender que esto no es solo música, no es solo rock and roll para nosotros. Es algo más profundo. Nuestros seguidores deben respetar que hay ciertos secretos que debemos conservar”.

 

Con respecto a “The Agony & Ecstasy of Watain” es el primero realizado con su formación completa en vivo, que la conforman E. Danielsson, H. Jonsson y P. Forsberg y que también incluye A. Lillo, H. Eriksson y E. Forcas, grabado en el estudio Necromorbus, ahora reubicado en una antigua iglesia en un campo distante en Suecia, bajo la producción del renombrado Tore Stjerna, El artwork es una colaboración entre el vocalista E. y Oik Wasfuk, un artista de Indonesia. Sobre la portada explicó detalles relevantes: “No se por qué Nuclear Blast insistió tanto en poner estos stickers en los discos físicos. Podemos hablarlo luego (risas).
Hay columnas a lo ancho de la tapa, sobre el fondo, que representan opuestos: éxtasis y agonía, que para mí son emociones opuestas. Pienso que entre cada opuesto existe siempre como una especie de energía que crece cuando estas fuerzas se conjugan. En definitiva lo que queremos expresar en este arte de tapa es que entre estas dos columnas emocionales, encontramos energías demoníacas, guerras, rayos que crecen y se desarrollan. El logo de la banda vendría a representar el resultado que ese caos y fusión de energías producen.
Debo decir que de todos los álbumes de la banda, este es el que tiene una mayor impronta personal. Adoro el trabajo y las viejas técnicas del black metal clásico y el punk donde todo estaba hecho a mano y no se estilaba contratar artistas para estos trabajos, sino que cada banda se la rebuscaba. Eso fue algo que me inspiró. Considero que es un poco crudo y brutal para ser el cover de un álbum modelo 2022. Siento también que funciona como un tributo a ese arte de los inicios de nuestro estilo y una forma de volver a los puntos básicos que formaron la escena”.

Con respecto a las composiciones de este disco mencionó que estaban preparadas desde hace mucho tiempo, y dio detalles sobre las mismas: Por ejemplo “Funeral Winter” estaba guardada desde 2010, asintiendo que se fue realizando con material guardado que tenían y que no sabían como completarlo en su momento, aunque varias de ellas fueron compuesta durante los últimos dos años, ya que por razones obvias (pandemia) tuvieron más tiempo para enfocarse en la música y las letras.  Y la gran diferencia para poder llevarlo a cabo fue terminar cada canción como un conjunto con todos en la banda en la misma sala contribuyendo a que esto tenga más feeling y se sintiera más cómo de la banda”. Para esta obra de black metal contó con la participación de otros músicos invitados como Farida Lemouchi (ex The Devil’s Blood, ahora en Molassess) y Gottfrid Åhman (ex In Solitude, ahora en PÅGÅ) en el track “We Remain”.

 

En este momento de promoción del álbum, ya se realizaron varias reseñas, y se lo nota muy conforme a Danielsson con el resultado de este séptimo disco, a lo que uno de los colegas le preguntó acerca del significado e importancia que tiene para él. A lo que muy entusiasmado respondió: “Primero quiero contarte que yo también leí mayoría de buenas reseñas hasta ahora.  Por ser un álbum que conceptualmente está basado en la idea de opuestos, que por ejemplo presenta éxtasis en una mano, agonía en otra y la turbulencia entre esos dos sentimientos. Resulta muy extraño ver que la respuesta está tan unificada. Considero que es grandioso porque parece que a todos les gustó. Siento que a todos les causó una sensación muy fuerte, muy positiva y en definitiva eso es lo que todo artista sueña y desea una vez que pone música ahí afuera. Es, por supuesto, un sentimiento fantástico obtener ese tipo de devoluciones.
Para mi, este disco significa… Cada vez que me meto en el estudio para grabar (7mo álbum), siento que va a ser la última vez en mi vida que lo haré, y por eso me exijo a estar en ese nivel, como si fuera el último disco de mi vida. Siento que puedo recostarme sobre mi ataúd, con este disco sobre mi pecho y sentirme orgulloso de lo logrado. Cuando grabo necesito tener el sentimiento de que di todo lo que tenía para dar, y para ser honesto, este es el sentimiento que tengo con este disco. Quiero decir que tuve ese sentimiento con todos los discos, pero con este álbum en particular, lo siento mucho mas fuerte que nunca. Lo siento como un clímax, como un sueño”.

Dos horas, aproximadamente, fue el tiempo que brindó muy amablemente Erik para responder a la diversidad de preguntas que fuimos realizando entre todos los colegas. Siempre este tipo de encuentros son muy enriquecedores y dinámicos, ya que además de poder realizar algunas preguntas a determinados músicos, también podemos interactuar con otros medios. 

Asistente: Sabrina Romero.
Traducción: El Garra García.

Agradecemos a Nuclear Blast South América por la invitación y a Erik Danielsson por su predisposición. 

 

Sus Integrantes son:

E. Danielsson: Voz y Bajo

P. Forsberg: Guitarra

H. Jonsson: Bateria

A. Lillo: (En vivo)

E. Forcas: (En vino)

Redes Sociales: